LIBRO: «Más allá de la noche», Germán Castro Caycedo

Eloísa tiene 23 años y se describe a sí misma al inicio del libro con estas palabras:

Una cara de mestiza clara, piernas largas, el cabello sin grasa, y sin gracia, la boca con brillo. (…) Ahora soy prófuga de la tristeza.

Más allá de la noche de Germán Castro Caycedo cuenta la historia real de una joven de Guayabal que, para huir del hambre y la miseria, se une a la guerrilla de las FARC y termina enamorándose de Alejandro, un joven militar. Es por tanto una historia de amor y de guerra, donde, como es común en las crónicas que nos cuenta Caycedo, la realidad va más allá de la ficción.

A lo largo de las páginas del libro Eloísa nos describe la forma de operar tanto de las FARC como del ejército, donde curiosamente se pueden comprobar simetrías casi perfectas, pues en ambos bandos tratan a sus soldados como simple carnaza de guerra; a ambos lados se alistan jóvenes que huyen del hambre, del paro, del futuro incierto, jóvenes sin estudios, la mayoría analfabetos, la mayoría de zonas rurales que odian irracionalmente al enemigo y que dan un sentido a su existencia en sus respectivas filas.

El libro no está exento de pasajes violentos: incursiones nocturnas en medio de la selva para atacar por sorpresa al enemigo, masacres de los habitantes de aldeas completas, emboscadas que se saldan con decenas de muertos que nadie entierra y se los come la negrura espesa de la jungla, un enemigo de todos y un factor clave para la supervivencia de los grupos guerrilleros que se amparan en sus laberintos interminables para no ser descubiertos. Pero quizá el momento más impactante de la crónica es el del guerrillero Ember Peña, al que se le hace un juicio sumario y es condenado inmediatamente a muerte por supuestamente haberse convertido en un informante del ejército. El comandante ordena atar a un árbol al traidor, pone en fila a los jóvenes reclutas y los exhorta a apuñalarlo en un ejercicio ejemplar que pretende evitar posibles traiciones futuras.

Para mí ha sido ésta sin duda una de las escenas más sobrecogedoras que haya leído nunca y un ejemplo de la monstruosidad humana.

Eloísa y Alejandro se enamoran. Tras varios encuentros secretos donde ambos se juegan la vida si fueran descubiertos ella decide abandonar la guerrilla y le convence a él para que se desplacen a Bogotá. Cada seis meses el soldado disfruta de unos pocos días de permiso que pasa junto a Eloísa, pero la vida en la capital no es fácil, especialmente para alguien que viene de una zona rural remota: todo es nuevo para Eloísa y todo lo tiene que aprender. La altitud, el estrépito del tráfico y la contaminación le provocan mareos y náuseas que tardan días en desaparecer del todo. Al cabo de un tiempo encuentra trabajo como asistente en la Biblioteca El Tintal y descubre que el aprendizaje es el camino para salir de la miseria, es una puerta hacia el progreso y la esperanza. Aprende a leer y, leyendo libros, ayuda a que otros aprendan. Esos otros son las personas humildes que visitan la biblioteca, gente pobre del barrio, pero también grupos de ex soldados lisiados para los que la vida ha perdido toda esperanza. Unos mutilados por minas terrestres o granadas, otros testigos del horror de la guerra en la jungla que aunque enteros, ha dejado allí la cordura, han perdido la capacidad de comunicarse con los demás. Eloísa habla con ellos y les explica lo necesario que es aprender para vencer al peor de todos los enemigos: la ignorancia.

Más allá de la noche es una crónica de la superación humana que recomiendo leer encarecidamente.

También te puede interesar:

About these ads

Publicado el 8 septiembre, 2010 en Castro Caycedo, Germán, Literatura colombiana y etiquetado en , , , . Guarda el enlace permanente. 3 comentarios.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: